Joshua Cheptegei después del récord de los 5,000m

0

Su nombre es Joshua Cheptegei, nació en Uganda y pasaría inadvertido para la mayoría, pero esta semana se convirtió en el nuevo crack del atletismo mundial luego imponer un nuevo récord mundial de los 5.000 metros en 12.35.36 logrado en Mónaco.

En adelante, se ha propuesto dominar en el mundo las carreras de fondo y así, reflotar las dudas acerca de si los 5.000 metros no deberían estar encuadrados en el semi fondo, dada la velocidad a la que se mueve la elite.

Ahora Cheptegei va por transformarse en el sucesor de Mo Farah, líder indiscutido mundial de las distancias de fondo. «Mi ambición es dominar la pista durante los próximos cinco o seis años», subrayó el actual campeón del mundo de los 10.000 metros.

Además del nuevo récord del mundo de los 5.000 metros en pista, Cheptegei ya tiene otros “tiempos”, logrados en carreras de ruta: . • El 1 de diciembre de 2019, estableció un récord mundial de 10 km de 26:38 en Valencia, España. • El 16 de febrero de 2020, estableció un récord mundial de 5 km de 12:51 en Mónaco.

El atleta, durante el aislamiento por la pandemia de coronavirus entre febrero y agosto de este año, pasó encerrado con su entrenador holandés Addy Ruiter en su ciudad natal de Kapchorwa, que se encuentra a 1800 metros de altitud en la ondulada región oriental de Uganda. “Cuando no me estaba entrenando, asumía deberes familiares y comunitarios”, contó en una entrevista que publica la Asociación Mundial de Federaciones de Atletismo (IAAF por su sigla en inglés) en su sitio web.

Así, Cheptegei realizó trabajos de jardinería y pintura en su casa como en la escuela de su pueblo. Uganda pasó airosa la pandemia, Cheptegei volvió a los entrenamientos y llegó a la reunión de Mónaco del último viernes dispuesto a derribar el monumental récord mundial de 5000 metros del gran Kenenisa Bekele de 12: 37.35, establecido hace más de 16 años en Hengelo, Holanda.

Tardó más de 80 horas, a través de Kampala y Estambul, requiriendo un vuelo chárter organizado por el presidente de Uganda, para llegar a la Costa Azul y poder presentarse a la línea de largada. No se cansó ni se amilanó con los 26 grados y 78 por ciento de humedad que castigaban la pista esa noche de Liga de Diamante, cuenta la crónica que firma Nicole Jeffery en la página de la IAAF. .

“Creo que Mónaco es un lugar especial y es uno de esos lugares donde podría romper el récord mundial”, declaró Cheptegei a la IAAF. El ahora poseedor del récord agradeció a Bekele por su inspiración y el ex poseedor de la marca lo felicitó: «Es muy difícil ejecutar un récord mundial», le dijo.

Bekele felicitó a su sucesor. Ahora, dice que “el próximo desafío es perseguir uno o dos récords mundiales más” porque eso lo convertiría en “la persona más feliz del mundo”.

Share.

Comments are closed.

X