“Le prometía a mi abuelita ir a Tokio 2020”

0

La juninense Leyde Guerra recibió la noticia que clasificó a Tokio 2020 por un mensaje de WhatsApp. La marchista de 22 años estaba entrenando y no le creyó a su amigo, un marchista colombiano. Tuvo que ingresar a la página web del ente rector World Athletics para comprobarlo y confirmó que estaba entre las 60 mejores del ranking mundial por países. Es decir, su clasificación estaba asegurada.

La deportista confiesa que derramó lágrimas porque la competencia por un cupo a los Juegos Olímpicos estaba muy reñida. No lloró de tristeza, sino de alegría porque así cumplía con un objetivo que se trazó de niña, pues a los 10 años empezó a practicar marcha atlética, en Huancayo. Por fin, alcanzó el sueño de competir por una medalla olímpica contra las mejores del mundo.

“No lo podía creer, el ranking se estaba moviendo. Recuerdo que estaba en el puesto 64, pero cuando volví a ingresar, porque mi amigo me avisó que había clasificado a Tokio, ocupaba el puesto 56. Lloré de alegría, pensé que estaba soñando porque le había prometido a mi abuelita Fortunata Mucha, quien falleció el año pasado, que iba a ir a los Juegos Olímpicos”, resalta con orgullo.

La joven atleta nació en la comunidad de Roncha, que está a 25 minutos de Huancayo. Allí, empezó a correr por el campo y le gustó tanto que no dejó de hacerlo cuando se mudó con su familia a la capital de Junín. Fue así como ingresó a la escuela del entrenador cubano Pedro Cañizares, quien desde entonces es su mentor. “Es mi segundo padre, gracias a él practico marcha desde hace 12 años”, precisa.

Camino a Tokio

Leyde Guerra viajó a Cuba en 2020 para prepararse por dos meses, pero la pandemia de la COVID-19 cambió sus planes. A su regreso al país, tuvo que entrenar por su cuenta debido a las restricciones que se impusieron por la situación sanitaria. Guerra resalta que el apoyo económico de Panam Sports (Organización Deportiva Panamericana) fue importante durante esa difícil etapa. “Mi entrenador me daba indicaciones por Zoom”, recuerda.

La atleta también reconoce el respaldo de la Federación Deportiva Peruana de Atletismo (FDPA) y del Instituto Peruano del Deporte (IPD), que le brinda ayuda económica para sus entrenamientos y viajes a través del Programa de Apoyo al Deportista (PAD) y del Programa Vamos con Tokio. “Estoy muy agradecida por la ayuda que me dan”, destaca la marchista, quien volvió a competir este año.

A pesar de tener una leve lesión, la deportista compitió en el Campeonato Nacional de Marcha Atlética, en el que se ubicó segunda con un tiempo de 1 hora, 39 minutos y 34 segundos para los 20 kilómetros.

Su siguiente prueba fue la Copa Panamericana de Marcha Atlética, en Guayaquil (Ecuador), a inicios de mayo. Con un tiempo de 1 hora, 38 minutos y 08 segundos, quedó en sexto lugar y no alcanzó la marca mínima clasificatoria (1h31m) para Tokio 2020. Sin embargo, luego obtuvo su mejor marca personal en el Campeonato Sudamericano de Atletismo que se realizó en la misma ciudad ecuatoriana a fines de mayo. Leyde se ubicó en el cuarto lugar de los 20,000 metros con un tiempo de 1 hora, 33 minutos y 52 segundos.

El sacrificio y la entrega de la deportista rindieron sus frutos en la recta final de la ruta hacia los juegos. El ansiado boleto a Tokio se hizo realidad gracias al puesto 56 que alcanzó en el sistema de clasificación por puntos, que solo tomaba en cuenta un máximo de tres atletas de una misma nacionalidad para la cita olímpica.

Con toda la emoción por haber entrado en la historia del deporte peruano, la marchista culminó sus entrenamientos en Huancayo para medirse contra las mejores del mundo el 6 de agosto en la ciudad japonesa de Sapporo. “Quiero mejorar mi marca personal y ubicarme en un buen puesto”, afirma

Está contenta de haberse sumado a sus compañeras Mary Luz Andia y Kimberly García para competir, en marcha, en los Juegos Olímpicos. César Rodríguez y Luis Henry Campos lo harán en la prueba masculina. Los maratonistas Gladys Tejeda, Cristhian Pacheco y Jovana de la Cruz completan la lista de los ocho atletas de la FDPA, que forman parte de la delegación de 35 deportistas nacionales para Tokio.

Share.

Comments are closed.

X