Paco Borao: «Este año la Maratón Valencia va a tener que luchar con Londres, Amsterdam, Chicago, Boston.»

0

Fuente: Diario Marca.- La crisis mundial del coronavirus ha obligado a aplazar los maratones que estaban previsto celebrarse en la primera parte de este 2020. Por las características especiales de estas pruebas -la infraestructura de las ciudades, la movilización de miles de corredores populares, y la especial preparación de los atletas de élite- el cambio de fechas se convierte en un cataclismo en un año olímpico como éste.

La Maratón Valencia Trinidad Alfonso -que está entre los diez más rápidos del mundo- está preparando una edición espectacular para este año en que se cumple su 40 aniversario. Las circunstancias ahora, no son las mejores, pero queda tiempo para reaccionar hasta el 6 de diciembre, como explica Paco Borao, presidente de la Asociación Mundial de Maratones (AIMS) y de SD Correcaminos, una de las entidades organizadoras de Valencia: «Con los aplazamientos, la última parte del año va está muy cargado y habrá mucha oferta. Tendremos que luchar con Londres, Amsterdam, Chicago, Boston, Nueva York. Conozco al entorno que nos rodea en el Maratón Valencia. Somos todos muy profesionales, muy ambiciosos, pero en este momento y en las condiciones socioeconómicas en las que nos vamos a encontrar no somos locos».

Borao se apunta al lema #EstoNoTieneQueParar y lo asume como una filosofía de vida propia desde hace muchos años. En la terraza de su casa (de unos 6×6 metros) hace una hora diaria de deporte. «Lo necesario para sudar y mantenerme».

Los organizadores del Maratón Valencia soñaban -y no han dejado de hacerlo- con poder ver a Kipchoge y Bekele por las calles de Valencia: «Son los dos punteros en el mundo del maratón y tenían contrato con Londres. Si corren el 4 de octubre hasta el 6 de diciembre son dos meses. Siempre se ha dicho que deben pasar al menos tres meses para que un corredor que ha hecho un esfuerzo de ese calibre vuelva a unas condiciones normales. Se trata de una decisión técnica con la que se romperían esquemas anteriores. En este momento hacer cábalas sobre este asunto es complicado», explica Borao.

Valencia se había estado moviendo en la dirección de lograr una edición histórica para el 40 aniversario del Maratón. Habían cerrado inscripciones (30.000) hacía meses y el objetivo ahora era cerrar un cartel de élite que asegurara acercarse al récord del mundo, como detalla Paco Borao: «Ya habíamos tenido contactos preliminares, mostrando interés por conseguir los mejores atletas para lo que ya el año pasado llamamos como proyecto en Valencia ‘vamos a intentar un récord del mundo’. Pero ahora todo esto hace cambiar un montón de cosas. Porque Londres no era un contrincante para Valencia en cuanto a atletas porque Kipchoge y Bekele estaban contratados por Londres y no tenían ninguna carrera para la segunda parte del año».

Borao tiene estudiados los movimientos de los atletas hasta antes de que estallara la crisis del coronavirus: «Kamworor (Kenia) siempre había dicho que su prioridad eran los Juegos. Bekele (Etiopía) siendo el mejor atleta etíope en estos momentos entendíamos que tendría intención de ir a competir a Tokio.Ya habíamos calculado que, desde Londres al maratón olímpico había 119 días y desde ahí al maratón Valencia había 119 días. Coincidía hasta una especie de espacio con el cual podríamos convencer a los corredores y mánagers. Eso ha desaparecido. Pero, en el deporte estamos acostumbrados a pasarlo mal y a salir adelante en situaciones de dificultad. Estamos trabajando en ello porque sabemos que esto pasará y queremos preparar el mejor escenario posible»

Share.

Comments are closed.

X